Connect with us

Noticias

Diseñan unas píldoras que provocan ráfagas de pedos con olor a marihuana

Publicado

el

El mundo ha puesto punto y final a los desagradables olores que provocan los pedos durante las comidas, el coito, o una clase particular. Iñaki Larratxategui, de Bilbao, ha inventado unas píldoras que provocan ráfagas de pedos que huelen a marihuana durante 1 o 2 días. Iñaki confiesa que siempre ha sido “un niño que se tira muchos pedos”, <<en el instituto, en clases de piano y en los funerales>>. Admite que nunca le ha gustado el olor de las flatulencias, y “culpa a Dios de no haber sido capaz de darles un aroma apetecible”.


Según recoge el Diario Vasco en el impreso de ayer, éste inventor de tan solo 18 años, y que tiene un parecido razonable al Cejas, también ofrece una larga lista de otros olores con sus innovadoras píldoras: “ Melocotón, agua de rosas, cocido montañés, roquefort, y gasolina entre otros”. Pero su especialidad y por la que ha saltado a la fama ha sido la de Cannabis. Además también presume de que son aptas para animales de compañía como perros, gatos, hurones y suegras.

Según explicó al periódico mas leído de todo Euskadi y parte de la zona oriental de Cantabria, durante un viaje a Amsterdam; “cogí una cápsula de Omeprazol, la vacié y metí marihuana picada. Poco después solté una ráfaga de pedos con un olor idéntico al de la marihuana e incluso más potente. Lo hicimos varias veces todos los colegas y nos reímos mucho. Nos echaban de todos los sitios pero fue divertido”. 


Después de este suceso, Iñaki Larratxategui vio la oportunidad dentro del mercado y se ha iniciado en este negocio hace escasos 2 meses. En este transcurso de tiempo ya ha recibido 53 ofertas de empresas interesadas en comprarle la idea. Su fuente de ingresos principal es por internet, pero no le da a basto para atender toda la demanda, “Hay que cultivar la marihuana, secarla, picarla e introducirla manualmente en una píldora acompañada de unos excipientes secretos que provoquen ligeros gases. Es un trabajo de mucha precisión responsabilidad, porque si me paso con los aditivos puede provocar diarrea crónica”.

Hay dos variedades, la normal, y para los más valientes la Plus 2.0. “Su efecto es de 48 horas y es totalmente inocuo para el organismo”, afirma Larrañaga. El precio que ha puesto porque es de 30 euros la caja con 12 cápsulas, y 45 euros la Plus 2.0.  Iñaki ya cuenta con el permiso del Ministerio de Sanidad, que avaló y elogió la brillante idea de que “los pedos de las personas y animales huelan a marihuana”.

Tendencia