Connect with us

Curiosidades

5 sencillas formas de viajar completamente gratis en Blablacar

Publicado

el

Si estás leyendo esto seguramente sea porque alguna vez te has preguntado como viajar gratis en Blablacar. Completamente gratis, sin pagar comisión ni tampoco gasolina. ¿Como aprovecharte de una ingeniosa aplicación y de un ciudadano inocente simultáneamente?. Te lo contamos a continuación con 5 sencillas maneras o procedimientos, cada cual independiente el uno del otro, y con los que varios usuarios de Forocoches han asegurado viajar gratis en repetidas ocasiones.

1.Usa la tarjeta de crédito de un amigo o familiar

Digamos que es la manera más sencilla de todas las siguientes para conseguir viajar gratis en Blablacar. Es fácil, muy fácil. ¿O a caso no puedes conseguir una tarjeta de crédito ajena durante 30 segundos?. Puede ser utilizada con amigos y familiares, pero la mejor opción ha quedado demostrado que es la de un progenitor, padre o madre, lo mismo da. Unicamente tienes que acceder al interior de la cartera de uno de los dos y apuntar el numero de la tarjeta y el código de seguridad CVC de la parte posterior. Seguidamente asocias tu cuenta de Blablacar a esa cuenta y voilá. Podrás viajar gratis todas las veces que quieras hasta que tu padre/madre se den cuenta. Si ese momento llega, sólo tienes que poner cara de bueno y decir que no volverá a ocurrir. Ellos te quieren.

2.Extorsiona y amenaza al conductor

Una vez a punto de llegar a tu destino, tienes varias opciones; desde sacar un cuchillo jamonero, nunca mayor a 15 cm, y ponérselo en el cuello para que cancele la petición de reserva delante tuyo y afirme desde su cuenta que no has realizado el viaje. También puedes amenazarlo con poner infinitos comentarios negativos en su perfil. Para esta última debes hacerle creer que tienes varios amigos hackers que sabrían como hacerlo. En definitiva, la cuestión es que al finalizar el trayecto asegure a la aplicación que tu no has viajado con él/ella. Si has conseguido esto, lo más seguro es que incluso te deje en la puerta de casa.

3.   Elimina intermediarios

Otra de las opciones aparentemente sencilla, y de las favoritas por casi la mayoría de los usuarios. Eliminar intermediarios. Es sencillo, antes de reservar sólo tienes que enviar varios mensajes al anfitrión hasta conseguir el objetivo. Cuando te conteste, le respondes con más preguntas absurdas a la vez de interesantes, pero que finalmente te haga entablar una conversación con la víctima. Horas más tarde de iniciar el chat, podrás enviarle tu número de teléfono a través de signos, letras separadas, y números mezclados, para no ser detectado por el Bot de Blablacar que impide escribir números de teléfono. Por ejemplo; Se1s, z e r0, shinco, 2, el que va antes del nueve, y así sucesivamente, siempre con comas entre número y número. Pon a prueba tu imaginación. Te enviará un Whatsapp en pocos minutos ya que es un tieso que quiere vender para que pagues parte de la gasofa. Una vez llegado ese momento, contéstale con muchos emoticonos de caras felices, corazones, y muestras de agradecimiento que disimulen la maldad que llevas dentro. Después te ganas su confianza con un par de audios asegurándole que le pagarás en metálico y que así él/ella se lleva la comisión. Aceptará, creerme. Finalmente y tras llegar a tu destino, sólo tienes que bajar del vehículo tranquilamente, coger tu maleta, y salir corriendo. Fácil. Eliminas esa cuenta y haces otra. Así todas las veces que quieras. De nada.

4.   Paga en carne

Esta es sin duda la más practicada entre las mujeres de origen tacaño, da igual fea, flaca, gorda, guapa, simpática, o no, todas ellas son buenas en esto y pueden hacer caer al conductor en varios ofrecimientos de índole sexual. Es seguramente la más aceptada entre la sociedad. Ideal para viajes donde solo coincidan 1 o 2 usuarios. Sencillo de proceder; haces la reserva, pagas con tu tarjeta, o bien vuelves al paso 1 y sacas beneficio a parte de viajar. Esta opción es exclusiva para las/los más valientes.  Planazo, ¿o no?, viajar, sacar dinero, y además chingar o comerte un buen falo, ¿que más quieres?. Aquí tendrás que currarte tu don de gentes y capacidad de seducción. Hay que recordar que también vale entre hombres claro está, y es que más de un hetero no vería con malos ojos recibir un Blowjob por parte de otro varón a la vez que conduce. Total… ¿quién se va a enterar?. Te damos un consejo;  una vez tomada la Autovía y alcanzados los 120 km/h,  le propones felaciones, coitos, tocamientos, y demás actividades castigadas por dios. Si no quiere, debes desnudarte hasta que no le quede otra opción. Finalmente llegarás a un acuerdo para que te devuelva en metálico el dinero que pagaste previamente después de realizar el servicio pactado. Tu decides donde está el límite.

5.   Atraca un quiosco de gominolas, siempre de manera educada

Aquí la quinta y última opción posible para viajar gratis en Blablacar. Por el momento sólo se conocen dos casos oficiales de usuarios que han elegido este proceso. Ambos con éxito. Atracar un quiosco de gominolas y periódicos, eso sí, siempre de manera educada. Arriesgada pero divertida; una vez pagado el importe de tu viaje sólo tienes que acudir a un quiosco de tu ciudad, o mejor al de un pueblo contiguo, y usar una pistola de aire comprimido para atemorizar al viejo empleado de turno, siempre apunto de jubilarse. Muy importante, elige bien el quiosco, ya que hay ancianos que prefieren morir antes que pagar la cuota de autónomos. Para no acabar entre rejas es importante no usar un arma blanca ni una pistola real, además de sustraer únicamente lo necesario para recuperar el dinero pagado previamente en la aplicación. Esta será tu coartada en caso de juicio. Amablemente te acercas al quiosco, sacas la pistola de plástico y le dices al anciano que te de 20 o 30 euros, da igual el importe. La mejor opción es pedirle exactamente lo que te haya costado el viaje. Por ejemplo; “Manos arriba, esto es un atraco. O me das diecisiete euros con veinticinco céntimos o te mato cabrón”. Recuerden, la avaricia rompe el saco. Posiblemente y si eres buen actor, el quiosquero te dará 50 euros y no pondrá ni denuncia. 

Ahora está en tu mano elegir la opción que más acorde vaya con tus características. ¿Bajar al pilón?, ¿robar a tu madre?, ¿atracar a un pobre anciano?, ¿ganarte su confianza por Whatsapp para después ser un judas?, o bien invitar a un par de guantazos al conductor para que afirme que no has viajado. Tu decides.

COMPÁRTELO CON TUS AMIGOS:

Quizás te interese:

Patrocinador
¡Coméntanos!

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

diecinueve − dieciocho =

Tendencia